La comunidad indígena Kamusuchiwo cuanta con un sistema que les permite acceder a agua potable.  Luego de que la comunidad escogiera como fuente de agua el mar, se construyó una planta que inluye un sistema hidráulico para extraer el agua de mar mediante energía solar. La potabilización de esta agua se obtiene a través de un proceso de destilación solar que está articulado a un sistema de refrigeración para producir hielo y conservar alimentos.  La apropiación social de este conocimiento fue posible por la participación directa de los miembros de la comunidad en el momento de la construcción y mantenimiento del sistema, talleres y jornadas de sensibilización contribuyeron a que se diera con mayor fuerza el sentido de pertenencia y responsabilidad de la tecnología.  La comunidad se sintió fortalecida en la gestión local.